jueves, 8 de enero de 2009

¿Cómo hacer un nudo de corbata?

¡Hola amigos! ¡Estoy de regreso!

Hoy me acordé que hace tres años escribí un artículo en un periódico local de cómo hacer nudos de corbata y he decidido volver a mencionarlo brevemente en este blog.

La primera vez que le hice un nudo a una corbata fue hace ocho años. Iba precisamente a una boda, fuí el último en alistarse y meterse al baño, para cuando terminé había una nota de mis padres que decían que me iban a esperar en la iglesia. En ese momento entré en pánico y me pregunté: ¿Quién me va a hacer el nudo de la corbata? Traté de recordar como era que lo hacía mi papá hasta que me di por vencido. En mi desesperación y como último recurso me metí a internet y escribí: Cómo hacer un nudo de corbata, entré a la primer dirección que encontré y seguí los pasos. El resultado: Aprendí a hacer un nudo de corbata googleando.

Si usted es igual al Hugo Chinchilla de hace ocho años y no sabe nada acerca de los nudos de corbata está en el lugar y el momento adecuado. Déjeme contarle que los tipos de nudos de corbata que existen son:

1. El Nudo Simple
2. El Doble Simple
3. El Nudo Windsor
4. El medio Windsor
5. El Nudo pequeño
6. El Nudo Cruzado





El nudo simple: El gran clásico de los nudos de corbata. Es el nudo más utilizado. Es fácil de hacer y de deshacer. Es perfecto para la mayoría de las corbatas y para casi todos los cuellos de camisa.
Finalmente, para tener éxito al hacer el nudo simple, es necesario que:
-El nudo esté en armonía con el cuello de la camisa. No debe quedar ni muy disimulado, ni muy alejado del cuello. 
-la parte más ancha de la corbata (justo antes de "la punta más ancha") se sitúa a nivel del cinturón. 




El doble simple es parecido al nudo simple; lo que los diferencia es un segundo pase, un segundo en enrollamiento. 
Este nudo es ideal para los hombres de pequeña estatura. Es perfecto para los cuellos italianos y las corbatas un poco finas. Es fácil y rápido de hacer.




El nudo Windsor, que el duque de Windsor puso de moda, es un nudo con un encanto muy inglés. Es voluminoso, por lo que se lleva con cuellos muy separados (cuellos italianos, por ejemplo) y corbatas muy finas. Para estar bien hecho, el nudo debe ser perfectamente simétrico.
Es bastante complicado de realizar.




El medio Windsor es menos grueso y más fácil de hacer que el Windsor. Es ideal para las corbatas estrechas, las sedas finas y los cuellos abiertos.




El nudo pequeño, como su nombre indica, es pequeño y conviene por lo tanto a las corbatas gruesas (de seda tejida por ejemplo) y a los cuellos ajustados.
Cuidado, no olvide dar la vuelta 180º a una parte de la corbata (ver el esquema de aquí abajo).
Este nudo es muy fácil de realizar.




El nudo cruzado, utilizado con corbatas finas, es un nudo muy elegante pero bastante complicado de armar.

Espero que esta pequeña muestra de cómo hacer nudos de corbata les sea de utilidad y los convierta en expertos en hacer nudos de corbata.

Desde la cabina de mando...

Saludos.

Hugo


Fuente: http://www.tieknot.com

Publicar un comentario en la entrada